Boletín

Emite Salud recomendaciones por frente frío

Se encuentra usted aquí

Comparte este contenido

Redacción de 
Pide Secretaría de Salud a la comunidad extremar medidas preventivas para evitar enfermarse, ante el arribo de un frente frío.
Más fácil y más claro

Ante las bajas temperaturas que se prevé se registren en los próximos días, la Secretaría de Salud exhortó a la población a extremar precauciones para evitar enfermarse.

La dependencia estatal pidió a la ciudadanía abrigarse bien y evitar los cambios bruscos de temperatura, así como proteger bien a los menores, pero no en exceso para evitar sofocarlos.

Si alguna persona padece alguna enfermedad respiratoria, se recomienda permanecer en casa para evitar contagiar a los demás.

El lavado frecuente de manos y el utilizar pañuelo desechable o el ángulo interno del brazo al toser o estornudar son unas medidas de prevención sencillas, pero que ayudan en gran medida a evitar que la población se enferme.

Una de las principales recomendaciones para esta temporada es la vacuna contra la influenza, la cual se aplica principalmente a menores de entre 6 meses y 5 años de edad, embarazadas en cualquier trimestre, adultos mayores de 60 años y personas con alguna enfermedad crónica, como diabetes, hipertensión, cáncer, obesidad, VIH, enfermedad pulmonar, entre otras.

La dependencia estatal cuenta para esta temporada con un millón 200 mil dosis para destinarlas principalmente a los grupos de riesgo, de las cuales ya se ha aplicado poco más del 50 por ciento.

A las personas que deseen aminorar el frío con calentadores o el encendido de estufas, se les recomienda dejar abierta una ventana para favorecer la ventilación y evitar intoxicaciones.

Si tienen menores en casa, se les pide abrigarlos bien y proteger su cabeza con gorros adheridos a la ropa, evitar dormirlos con juguetes u objetos alrededor y no permitir que alguien fume cerca de ellos.

Las enfermedades que se presentan principalmente en esta temporada son las infecciones respiratorias y sus síntomas generales son: temperatura, dolor de cabeza y muscular, flujo nasal, erupciones en la piel.

Si presenta alguno de estos síntomas, no se debe automedicarse, sino acudir inmediatamente a la unidad de salud que le corresponda para recibir atención médica.

Generalmente, en esta temporada se incrementan entre un 15 y 20 por ciento las consultas por infecciones respiratorias.